Interesante artículo el que he encontrado en sumedico, ya que, tiene alguna contradicción con lo que estamos acostumbrados a leer, sobre todo el tema de los quesos ¿vosotros los coméis?. Yo alguna vez he hecho la prueba y os aseguro que no me ha salido bien. El artículo es de la Especialista en nutrición y acupuntura Mexicana Alejandra Velázquez y os dejo con él:

¿Sabías que la lactosa es el azúcar de la leche y que el no producir las enzimas necesarias para descomponerla en galactosa y glucosa para poder digerirla bien es lo que te hace sufrir de intolerancia?

De acuerdo con la nutrióloga Alejandra Velázquez, la intolerancia a la lactosa se presenta ya en la mayoría de las personas, pues de acuerdo con estudios recientes cada vez son menos las que aún toleran este azúcar lácteo, indica la especialista.

Sin embargo, a pesar de lo común del padecimiento, la especialista en nutrición dice que las personas no deben asumirse como intolerantes hasta no tener el diagnóstico de un gastroenterólogo que lo indique.

El diagnóstico se indica con una condición de hipo lactasa, que significa que no hay suficiente lactasa para digerir la lactosa.

Para hacer el diagnóstico positivo de intolerancia a la lactosa el paciente después de presentar meteorismo (distención abdominal), flatulencias, diarrea y calambres, el especialista debe darle 12 gramos de lactosa que es una dosis alta, para ver los efectos que presenta y así determinar la intolerancia.

Sí a los quesos, al yogurth y a la leche

Alejandra Velázquez dice que una vez hecho el diagnóstico el paciente debe ser canalizado con un nutriólogo para no dejar de recibir los nutrimentos al dejar de consumir productos con lactosa, aunque tampoco una persona con intolerancia a la lactosa tiene que renunciar por completo a los productos lácteos.

La especialista en nutrición indica que las personas con intolerancia a lactosa pueden seguir comiendo la mayoría de los quesos porque al ser productos fermentados la lactosa ya no afecta a su cuerpo.

En el caso de la leche y los yogures, ya los hay deslactosados, lo que significa que le quitan ese azúcar a los productos para que el cuerpo no tenga reacciones adversas, sin embargo los productos sin lactosa deben estar enriquecidos con más calcio y vitamina D para poder fijar esos nutrimentos, de lo contrario no sería posible.

Mientras que para reforzar el consumo de calcio, la especialista recomienda el consumo de charales y tortillas.

La intolerancia aparece a cualquier edad

La especialista dice que las personas fácilmente pueden confundir la intolerancia a lactosa porque un malestar que indica los síntomas, coincide cuando se consumió algún producto lácteo, cuando en realidad la bacteria había sido incubada por otro alimento u otra razón.

En otras ocasiones la intolerancia si puede desarrollarse después de una diarrea porque con esa infección se van todas las bacterias y con ellas la lactasa que ayuda a digerir la lactosa y aunado a las diarreas hay episodios de calambres ocasionados por un desequilibrio en los electrolitos.

Desde el destete hasta cuando se es un adulto mayor, la intolerancia a la lactosa puede desarrollarse.

Según Alejandra Velázquez un niño cuando está siendo amamantado no tiene intolerancia a lactosa, pero en cuanto se le empieza a dar fórmula o con leche entera puede empezar a presentarla.Sin embargo, aún las personas con intolerancia pueden tolerar sin problema 240 mililitros de leche.

Otras publicaciones que pueden ser de tu interes

Share

Etiquetas: , , , , ,

Deja un comentario